domingo, 30 de abril de 2017

Los Presupuestos Ponen Nerviosa a Itxaso

De entrada, es bueno venir a enterarse que los jeltzales han finalmente admitido sin embages que el asunto de los presxs políticxs vascxs no lo sienten como "suyo", transfiriendo toda relación con ellxs a la Izquierda Abertzale. Lo han hecho por boca de Itxaso Atutxa, quien de paso, lanzo dardos a diestra y siniestra, denotando frustración por tener ni un solo argumento válido para justificar su apoyo al PP en el asunto de los presupuestos,

Les invitamos a leer esta nota publicada en Naiz:


Sortu ha remitido este viernes una nota en la que desmiente las afirmaciones de dirigentes del PNV en las estos aseguran que la formación independentista les habría pedido que su partido intermediara en su nombre ante el Gobierno español para solucionar la cuestión de los presos.

La presidenta de Bizkai Buru Batzar, Itxaso Atutxa, criticó este jueves «la doble moral» de Sortu, «porque siempre ha querido negociar con los Gobiernos de España, tanto en tiempos del PSOE, cuando denunciaba los GAL, como ahora con un PP tan corrupto, para solucionar un problema que sobre todo es suyo, y digo suyo porque hablo de los presos».

«No hemos visto a la izquierda abertzale los años anteriores rehusando ese diálogo con el Gobierno español, sino justo lo contrario, porque, a día de hoy, aún nos piden que seamos intermediarios en este tipo de temas, porque no tienen interlocución, y el PP es igual de corrupto para hablar de este tema como para hablar de presupuestos. Por lo tanto, si son corruptos para una cosa, lo son también para otras», añadió.

En un comunicado, Sortu subraya que no es su «costumbre sugerir y mucho menos pedir intermediaciones de caracter partidista para entablar relaciones con Gobierno alguno».  

Sortu remarca que «superar los graves problemas derivados de un conflicto político y armado como el que ha vivido Euskal Herria en las últimas décadas exige hablar entre partes que se han considerado enemigas en el pasado y con las que se mantienen antagonismos radicales en el presente», pero matiza que «una cosa es hablar con el ‘diablo’ si hiciera falta para solucionar los graves problemas que arrastra el proceso de paz en nuestro país, y otra muy distinta sostener, apoyar y aprobar los presupuestos de un Gobierno corrupto, antisocial y enemigo de la paz, que es lo que va a hacer proximamamente el PNV».

La formación abertzale enmarca las declaraciones de Itxaso Atutxa y otros dirigentes jeltzales en las «enormes dificultades» que tiene su partido para «hacer creer al país que un pacto con el PP sea beneficioso para los intereses de nuestro pueblo, tanto en terminos abertzales, como sociales». Más si se tienen en cuenta, añade, situaciones como el aniversario del bombardeo de Gernika o los actos de exaltación al golpista general Sanjurjo.






°

sábado, 29 de abril de 2017

Egaña | Trampa para Monos

El texto de Iñaki Egaña que les presentamos a continuación, más que inspirado por la culminación del desarme de ETA esta inspirado por la (falta de capacidad de) reacción del régimen borbónico franquista. 

Aquí lo tienen:


Iñaki Egaña

Los ecos del insólito proceso de desarme llevado a cabo por ETA todavía resuenan en los patios traseros y delanteros de esa Europa cargada de otras noticias también relevantes. Las crónicas avanzan a una velocidad de vértigo y el 8 de abril se va a convertir pronto en historia, dentro de una pila de células germinales que nos llevarán a otros escenarios. Son los sueños del poeta, la conversión del "polvo de oro viejo". Pensé que me había vuelto estéril, escribió Orixe desde el campo de concentración de Gurs, antes de darse cuenta de que todo retorna, que todo vuelve a ser preñado de nuevo.

¿Todo? El sorprendente proceso de desarme de ETA, con esas implicaciones y ramificaciones que probablemente se abrirán en el futuro, ha tenido, sin embargo, un apartado congelado. El que ha propiciado, precisamente, ese proceso inusual que tanta estupefacción nos causó en su diseño. Me refiero a la inmovilidad de un estado, el español, convertido en estatua de sal, como la mujer de Lot, ante el seísmo del desarme. Al parecer, el estado de derecho sólo es susceptible de moverse en las cloacas, en los desagües, en los canales de reinas tales como aquella Isabel II, la de los Tristes Destinos.

Ya en julio de 1998, con motivo de los Acuerdos de Lizarra-Garazi, el actual presidente de la Fundación Valores y Sociedad, el agrónomo Jaime Mayor Oreja, acuñó un concepto que alentó a tertulianos y analistas políticos españoles. La tregua-trampa. Para referirse al hecho de que las tregua de ETA, como también lo hizo la AEAPV (Asociación de Escoltas en Activo del País Vasco) cuando la organización armada anunció el alto el fuego definitivo, eran una trampa. Según la fuente, para convertir las balas en votos, para rearmarse, para financiarse de nuevo... En cinco años, las interpretaciones del proceso que concluyó en el desarme han dado lugar a las más disparatadas teorías. Denostando las obviedades tales como que si el asfalto está mojado es porque ha llovido. En España, al parecer, la humedad proviene del chasquido de las castañuelas.

La tregua-trampa ha servido para un roto y un descosido. Se convirtió en un símbolo singular que explicaba razones complejas o, mejor dicho, intentaba dar cabida a una política extremadamente menguante en la aplicación del concepto de democracia. La tregua-trampa pertenece a ese vocabulario histórico que nos concierne a los vascos por inmersión. Por inmersión impuesta. Junto a otros términos como "rojo-separatistas", "KASETA", "desafío separatista", "zulo"... Para incidir en un inmovilismo eterno.

Un inmovilismo sorprendente, el mismo que hace gala el presidente Rajoy, perfil plano, discurso horizontal y ausencia de la palabra "iniciativa" de su diccionario, el que queda retratado por golpes primarios. Explicados en los tratados de psiquiatría, no en los de ciencia política por si alguien se presta a buscarlos al concluir estas líneas. Las reacciones ante el anuncio del desarme hechas ya desde 2011, y no pretendo frivolizar con un tema severo, fueron sensitivas, nada intelectuales. Es decir, instintos básicos. Que como conocen son el comer, el sexo y el poder (la ideología).

El Estado español ha sido cautivo de sus instintos, de sus fobias. Ha caído no en la tregua-trampa sino en la "Trampa para monos", la misma que supuestas tribus primitivas utilizaban para capturar primates, animales, por otro lado, listos, casi como nosotros, quizás en alguna ocasión más que nosotros. Dicen que cazar monos no es cosa sencilla. Pero en lugares recónditos del Amazonas, en las sabanas africanas, en las selvas más inexpugnables de Indonesia, hombres y mujeres ingeniosos dieron con un método que, mucho después, sería estudiado por psiquiatras acreditados para explicar la, a veces, intrincada naturaleza humana. La Universidad de Massachussets señala que somos 90% instinto y 10% intelecto. Parece ser cierto.

El hecho apuntaba a que los monos de los tres continentes citados eran curiosos pero a la vez esquivos. Su índice intelectual compensaba su poca velocidad a la carrera, sus dientes romos, su fortaleza relativa, excepto en las grandes especies, gorilas en la niebla, King Kong en la ficción. Para su captura, nuestros antepasados idearon un método sencillo. Hicieron un agujero en un coco, en una cabalaza, por donde pasaba la mano de un mono. Y al otro lado, pusieron frutas, comida, plátanos. El mono llegaba a la trampa, metía la mano por el agujero y atrapaba el alimento. Hasta aquí de una sencillez supina.

Salían entonces de su escondrijo los humanos atrapa-monos y se dirigían a su presa que, en pánico, se ponía a chillar de manera estridente. Me dirán que el cuento se termina aquí, con la fuga del simio. Se equivocaron. Los monos no soltaban el alimento, el plátano o lo que fuera, y eran irremediablemente capturados. La mano cerrada no cabía por el agujero.

Lo interesante de esta situación es que el mono sabía que podía escapar pero para ello debía haber soltado la comida. Nos dicen los expertos que el mono es lo bastante inteligente para hacer una valoración in situ, incluso para saber que si le cazan no podrá disfrutar de la comida. Pero, erre que erre, se aferra a su plátano. El instinto y el deseo es más fuerte que su sentido común. Aunque parezca difícil de creerlo, la trampa para monos ha funcionado durante siglos.

También en los humanos, primates a fin de cuentas compartiendo un 99% del ADN. En esas coordenadas, las del plátano cautivo, son las que se han movido el Estado español con relación al desarme planteado por ETA. Ha caído en la "Trampa para monos" tal y como lo hubiera previsto un investigador de la Universidad de Massachussets. Y no reniega de su instinto básico, que es el que le ha movido desde los tiempos en los que los árboles eran aún más inexpugnables.

Ese instinto básico es el mismo que le empuja una y otra vez a sentir el aliento del franquismo como propio, a celebrar el genocidio de un continente como día de su patria, a dar una palmadita en la espalda, una medalla en el pecho y un sobre en el bolsillo a quienes sistemáticamente violentan derechos humanos y colectivos. Un instinto básico que se refuerza en fábulas religiosas y en patrañas reales, como si el intelecto tuviera una adhesión más leve entre la Puerta de Alcalá y la fuente de la Cibeles.

El inmovilismo, el instinto como fuente hegemónica política, se ha convertido en parte sustancial de la naturaleza española. No quiero ahondar en crónicas históricas, en espacios tan notorios como cercanos. Recordar, someramente, que las grandes tragedias que ha vivido nuestro pueblo han tenido como inicio esa congelación sistémica de las coordenadas políticas a las que nos sometieron. Como si el Credo Legionario fuera parte de la esencia inmutable de un Estado insaciable. Primitivo en su identidad.

Inmovilismo para no acoger una ruptura con la dictadura que había hecho retornar al pueblo español a la era de las catacumbas. Que había cortado sus alas, y la de sus pueblos periféricos, bajo supercherías infumables pero defendibles en una Carta que la llamaron Magna. Si alguien piensa todavía que la historia se rige por renglones lógicos, aquí tiene uno de los paradigmas de lo contrario.
El sentido común, el mismo que no tienen los monos que atrapan a través del agujero de una calabaza un plátano, señalaba que tras el anuncio de 2011, el desarme debería ser ordenado. Lo ha sido, pero de forma unilateral y tras la detención en los años anteriores de protagonistas que lo estaban preparando. Incluso con la imputación de quienes ejercían de notarios internacionales. Un desarme, vistos los tiempos que corren, de una lógica argumental aplastante. Pero ya saben que la lógica, al parecer, no es rúbrica humana. Tampoco de los monos.






°

viernes, 28 de abril de 2017

Gasteiz y el "Guernica"

El régimen borbónico-franquista aprovechó la urgencia por parte de Washington y Bonn por vender la imagen de una transición inmaculada y la llegada de la democracia al estado español para hacerse con el "Guernica". Tal es el cinismo de los españolazos que lo fueron a colocar en una sala del museo bautizado con el nombre Reina Sofía, o sea, la esposa de Juan Carlos Borbón, el gris monarca aupado al poder gracias al Franquismo, de estirpe nazi ella misma. Quienes se habían beneficiado del conflicto bélico que destruyó a la Segunda República se hacían con un preciado trofeo de guerra, burlándose incluso del propio Pablo Picasso. O sea, el "Guernica" de hecho está secuestrado por los herederos ideológicos de quienes bombardearon Gernika.

Y a ese cinismo hay que añadir la arrogancia con la que se han comportado este año. Sabedores de que el 2017 marcaba el 80 aniversario de la ignominia, comisionaron a un par de miserables seres humanos para insistir en que el "Guernica" nada tenía que ver con el bombardeo de la Legión Kondor a Gernika, sino que Pablo Picasso se había inspirado en el bombardeo a... Madrid. Ahí en Madrid, en el museo antes mencionado, cerraron la pinza y, para la "conmemoración" del aniversario, procedieron a borrar el contexto histórico en el que se pintó el cuadro. Revisionismo puro y duro.

Pues bien, una vez más, desde la CAV se pide que la obra monumental, ícono contra el militarismo y la intolerancia, sea liberada para poder ser exhibida en Gernika.

Les dejamos con este artículo al respecto publicado en Gara:


La Cámara de Gasteiz aprobó ayer solicitar al Gobierno español que «traiga el ‘Guernica’ a Gernika». No es la primera vez que se realiza está demanda: en 2010 pidió que se estudiasen las condiciones del cuadro para su traslado temporal, y en 2012 Donostia solicitó permiso para exponerlo en el Museo San Telmo. Pero Madrid se cierra a cal y canto.

Ion Salgado

El Parlamento de Gasteiz instó ayer al Gobierno español a que «traiga el ‘Guernica’ a Gernika». Además, pidió a Lakua que «dé todos los pasos institucionales que sean necesarios y que colabore en los trabajos de infraestructura y adaptación que sean necesarios» para que se coloque el cuadro en la villa foral. Y solicita que, si no pudiera trasladarse definitivamente, la obra se exponga temporalmente en uno de los museos de Bilbo.

Estas peticiones quedaron recogidas en una iniciativa aprobada con los votos de PNV y EH Bildu. Un texto, fruto de una proposición no de ley presentada por la coalición soberanista y una enmienda de adición de la formación jeltzale, en el que la Cámara «hace suya la denuncia que Picasso quiso difundir con su cuadro en el mundo entero, la más clamorosa denuncia de la represión contra los pueblos y los derechos humanos, la guerra y el genocidio».

A este respecto, la parlamentaria de EH Bildu Jasone Agirre indicó que «exponer la obra de Picasso en Gernika sería el mejor reconocimiento que podemos hacerles a Gernika, a Bizkaia, a Euskal Herria y a quienes en todo el mundo sufren los bombardeos, el fascismo y la guerra». «Y permitiría multiplicar la fuerza de la denuncia que hizo Picasso, así como extender en todo el mundo que sabemos bien qué es la guerra y que no la queremos ni aquí ni en ningún otro lado», añadió antes de censurar la actitud del Estado.

«El ‘Guernica’ se creó por una motivación política, puesto que fue un encargo del Gobierno de la II República a Picasso; por motivos políticos viajó por todo el mundo para denunciar la guerra y la barbarie; por motivos políticos no lo trasladaron a España hasta que murió Franco; por motivos políticos está en el Reina Sofía de Madrid; y sí, por motivos políticos también, pedimos que se sea trasladado a Gernika», indicó la representante de EH Bildu. Agirre fue interrumpida por los parlamentarios del PP tras señalar que en Gernika «se pudiera creer que Rajoy puede tener cierta relación con quienes bombardearon la villa». En este sentido, lamentó que, lejos de pedir perdón por lo ocurrido, la formación derechista ampare homenajes a militares golpistas como José Sanjurjo, por lo ocurrido en Melilla.

La jeltzale Amaia Betolaza también denunció que la decisión de no trasladar el “Guernica” es política, ya que técnicamente resulta posible. Esta parlamentaria citó el informe elaborado por el Canadian Conservation Institut, que sostiene que las obras de arte pueden trasladarse sin riesgo siempre y cuando exista una planificación y se destinen los recursos adecuados. Necesidades que, según explicó, las instituciones de la CAV están dispuestas a asumir.

Único argumento

Estas palabras desmontaron la argumentación de Elkarrekin Podemos, PSE y PP, que se escudaron en los problemas técnicos y los daños que podría sufrir el cuadro. Desde la coalición de izquierdas, el parlamentario Jon Hernández afirmó que no se oponen a que el “Guernica” esté en la villa si se garantizan las condiciones del cuadro, «pero no se dan las condiciones para que esto pueda ser así y lo decimos con todo el corazón».

Rafaela Romero, del PSE –socio de gobierno del PNV en las principales instituciones de la CAV–, indicó que para ellos «por encima de todo está la integridad y la conservación de una obra referente de la cultura contemporánea». «Lo que está en juego es una obra universal, imprescindible, insustituible, cuya pérdida o daño, si se le produce, sería de imposible compensación», señaló. Y manifestó que el “Guernica” «es patrimonio de todas las personas».

Carmelo Barrio (PP) aprovechó su turno para cargar contra EH Bildu. «Hay gentuza que utiliza la memoria de Gernika para manosearla, para manipularla, para ensuciarla, para convertirla en símbolo de la confrontación y no símbolo de convivencia, de la paz, del acercamiento», subrayó antes de votar en contra la iniciativa. Choca con la posición de la secretaria general del PP de la CAV, Amaya Fernández, partidaria del traslado a Gernika según dijo en Radio Euskadi.

El PP veta una declaración institucional sobre Sanjurjo

En paralelo, el PP impidió la aprobación de una declaración institucional propuesta por EH Bildu para rechazar la inhumación de los restos del general golpista José Sanjurjo en Melilla con honores oficiales. Un acto al que asistió el presidente de Melilla, Juan José Imbroda (PP). Se negoció durante el pleno, para al requerir unanimidad, la posición del PP la frustró.

«PNV, Podemos y PSE han dado su conformidad a esa declaración, pero la negativa del PP ha impedido su aprobación, demostrando así una vez más su conexión ideológica con el franquismo y su incapacidad de dar pasos en el ámbito de la memoria histórica», destacó la coalición soberanista.

El texto, el mismo aprobado en el Parlamento de Nafarroa, muestra su rechazo a lo ocurrido en Melilla y solicita depurar responsabilidades políticas. Asimismo, censura los actos de exaltación fascista producidos en el entierro de José Utrera Molina.

En declaraciones a Europa Press, Carmelo Barrio (PP) criticó que la propuesta fuese presentada ayer mismo, «sin tiempo suficiente» para analizarla. Además, cuestionó la «legitimidad» de EH Bildu para ello.






°

Alimentarse sin Consumismo

Una vez lograda la soberanía alimentaria nada nos podrá detener.

Les recomendamos este reportaje publicado en Naiz:


Es un supermercado, pero no un supermercado cualquiera. Se levanta junto a una carretera, cuenta con un aparcamiento y esta mañana de viernes el ir y venir de clientes es incesante. La diferencia está dentro, pues en este local amplio y luminoso se venden productos respetuosos con el medio ambiente, de calidad y asequibles, además de provenientes de lo más cerca posible. Es el supermercado cooperativo Labore Oarso, que pretende –y va camino de conseguir– convertirse en referente de una nueva manera de hacer la compra diaria, que no es lo mismo que consumir.

Gotzon Aranburu

Cada vez más gente tiene la impresión de que consume lo que decretan las grandes cadenas de hipermercados. Elegimos entre lo que ofrecen las estanterías, pero no elegimos qué llega a estas estanterías, ni quién lo produce, ni dónde ni cómo. En Euskal Herria hace ya tiempo que funcionan los grupos de consumo, cuyos afiliados reciben periódicamente una bolsa con los productos de temporada que suministra su baserritarra proveedor. También existen las tiendas bio, y los mercados tradicionales, pero todas estas fórmulas presentan sus limitaciones.

Calidad, precio, variedad, tres variables que influyen decisivamente en nuestras decisiones de compra diaria. En el primer apartado no cabe duda de que las fórmulas de consumo «alternativas» cumplen con creces, pero en los otros dos afloran las limitaciones. En las tiendas bio los precios son generalmente más altos que la media, y en los grupos de consumo la variedad de la oferta es reducida, y además requiere una cierta militancia, la de presentarse cada semana en un punto y hora determinados a recoger la bolsa de productos. Nuestro modo de vida urbana actual casi obliga a la compra en establecimientos fijos, a los que se pueda acudir en cualquier momento.

Pero, claro, una cosa es la forma de comprar y otra es lo que se compra, lo que acaba en la mesa. En 1973, en Nueva York, se inició una experiencia que con el tiempo que se ha convertido en referencia mundial para las personas y colectivos de todo el mundo que buscan alternativas al globalizado y teledirigido sistema de consumo. Se trataba del supermercado cooperativo Park Slope Food Company, de Brooklyn, que a día de hoy alcanza la cifra de 17.000 socios. Estas personas realizan gran parte del trabajo –adquisición del producto, transporte, colocación en las estanterías, cobro, gestión general– que conlleva gestionar un supermercado, mediante la aportación mensual de tres horas de su tiempo. No hay ánimo de lucro y todo ello hace que los cooperativistas completen su compra diaria a precios muy favorables.

Iruñea, pionera

En Euskal Herria fue Iruñea la pionera en abrir un supermercado cooperativo, de la mano de la asociación Landare, hace ya 25 años años. Su objetivo, entonces y ahora, es el de tener acceso a alimentos y productos ecológicos y saludables a precios populares. Landare nació al calor de las experiencias que llegaban a la península desde el norte de Europa, de lugares como Holanda y Alemania, con una mayor tradición y con una mayor práctica de soberanía alimentaria. El Brot de Reus en 1987 es la primera experiencia en este sentido que se da en Catalunya, y de ahí y de otras posteriores surgió Landare.

«En Landare –nos cuenta David Garnatxo, miembro de la asociación– los socios y socias son el eje principal de la actividad. En la distribución «convencional» de alimentos el poder de decisión lo tienen unas pocas empresas y unas pocas personas, que determinan los dos extremos de la cadena; el que ocupan por un lado los productores y por el otro los consumidores. En el caso de los supermercados asociativos lo que se intenta es invertir las relaciones de poder, de forma que pasen de unos pocos –las empresas y sus accionistas mayoritarios– a los muchos, los consumidores».

En la comarca de Oarso Bidasoa también existía desde hace tiempo la inquietud por el modelo de consumo, lo que llevó al surgimiento del grupo Labore Oarso, que se planteó el objetivo de abrir el primer supermercado cooperativo de Gipuzkoa. Inspirados y asesorados por Landare, Labore inició hace un año una campaña de información y captación de socios en Errenteria, Lezo, Oiartzun y Pasaia, a la vez que estudiaba los posibles emplazamientos y la forma concreta de su supermercado. Todo este trabajo ha dado finalmente su fruto y desde hace un mes Labore cuenta ya con el establecimiento y con una nutrida lista de socios, que son la columna vertebral del proyecto.

Menos el suelo y la puerta principal de entrada, todo el resto del local –emplazado en Oiartzun– lo ha acondicionado y equipado la propia asociación: pintores, carpinteros, electricistas… han trabajado en auzolan, y el resultado es magnífico. El supermercado, de dos plantas, luce amplio y luminoso, con espacio para moverse con comodidad e incluso una zona de juego para los niños. Aquí no hay pasillos estrechos entre estanterías ni música estridente. No se paga en metálico, sino mediante tarjeta.

Labore Oarso es un proyecto de los cooperativistas y para los cooperativistas. Empezaron siendo 250, cada uno de los cuales aporta cincuenta euros anuales como cuota, destinados al mantenimiento y funcionamiento del super. Recibe entonces un carnet, de madera por cierto, que acredita su condición y le da derecho a abastecerse en este establecimiento. Pero además los socios, que en apenas un mes de existencia del supermercado han aumentado hasta 400, realizan una aportación en forma de trabajo voluntario, bien sea ayudando a descargar los productos que llegan al super, limpiando el local al final de la jornada, o bien dando cursillos de alimentación saludable, ofreciendo recitales… cualquier otra forma de colaboración que se tercie, pues lo que se busca es la implicación de la gente, que no se limite a ser consumidores al uso.

Producto local

Aunque Landare de Iruñea ha sido la referencia de Labore de Oarso para acometer su proyecto, existen ciertas diferencias en su filosofía. Ambos ofrecen productos saludables, asequibles y ecológicos, con trato directo con el productor y eliminación de intermediarios, pero en el caso de Labore ponen el acento en el producto local, en el que se recoge en huertas y caseríos de la comarca. En el caso de la fruta, que apenas se produce en ecológico en Oarsoaldea, se trae básicamente de Nafarroa, al igual que el aceite y los espárragos, por ejemplo.

Volviendo a Landare, David Garnatxo indica que «todo lo que se produce en cercanía y se produce de una forma ecológica está en Landare. El problema, y es un problema que tiene que ver con el enfoque que se ha dado a la tierra y a sus trabajadores  desde las instituciones en estos últimos 30 años, es que muchas veces se produce aquí y se elabora a 3.000 kilómetros. Existe un producto que puede valer para ejemplarizar esto: los muesli de desayuno. En ecológico la materia prima para esos muesli se produce en nuestro entorno cercano, generando unas rentas que muchas veces son insuficientes para que los agricultores vivan de su trabajo de una forma digna. Sin embargo, esa misma materia prima se traslada a 3.000 kilómetros, se transforma y vuelve para que los consumidores lo adquieran a unos precios desorbitados. El problema es que no se ha apostado por una transformación que empodere a los productores y se ha optado por ser proveedores de las empresas que trasforman allá donde quieren transformar, que suele ser donde más rentable les resulta».

En Landare un 58% de la compra se hace directamente a productores y elaboradores cercanos, a empresas con un dimensión pequeña o media. En cuanto a la distribución, un  34% de lo que se compra en Landare se adquiere directamente, porcentaje que aumenta hasta el 85% en frutas y verduras y el 100% en carne fresca y quesos.

«Nuestro objetivo –explica Jon Legorburu, miembro de Labore– es que la mayor parte posible de la compra diaria se haga aquí. Por eso los socios encuentran desde verduras que el baserritarra acaba de traer de la huerta hasta productos de higiene, pasando por arroz o cuscús a granel, huevos, leche, quesos, sidra, carne… siempre procurando que provengan de la comarca, de forma que potenciemos el primer sector y que los baserritarras vean que su trabajo es apreciado. Solo recurrimos al exterior, concretamente a Holanda o Alemania, en el caso de los productos de higiene y limpieza, porque aquí no se encuentran, o productos como el café».

Precio asequible

Como hemos dicho, el precio asequible es otra de las características de Labore y de Landare. La clave está en la eliminación de la intermediación. Es más, como nos cuenta Jon son los propios hortelanos o baserritarras los que ponen a sus productos el precio que consideran adecuado, justo lo contrario de lo que ocurre en las grandes superficies, donde sus gestores imponen los precios –ruinoso muchas veces– a los productores. «La diferencia de precio es considerable incluso en comparación con las tiendas que venden productos ecológicos en Donostia, por ejemplo» apunta Jon.

Garnatxo aporta un ejemplo significativo sobre precios y orígenes de lo que consumimos. En este caso concreto se trata del queso, pero podría aplicarse igualmente a otros muchos productos. De 2005 a 2014, la cabaña ovina de Hego Euskal Herria se redujo en casi un 30%, descendiendo de 1.108.000 cabezas a 791.000. Pues bien, en las estanterías de los hiper y grandes superficies, donde la mayoría de los consumidores hace sus compras, de cada veinte quesos de oveja solo uno es de aquí; el resto pertenecen a empresas que no garantizan ni origen, ni precio de la leche ni calidad de producto. Si los consumidores y consumidoras valoramos la calidad, la cercanía, el mantenimiento del primer sector, la economía local… ¿por qué tenemos que dejar que decidan otros lo que compramos nosotros? se pregunta este miembro de Landare.

El primer sector está en declive en Oarsoaldea, y esta es una situación que Labore quiere ayudar a revertir. El objetivo es doble: que baserritarras y jóvenes que emprenden proyectos hortícolas –caso de Urrullo, en Lezo– y ganaderos dispongan de un punto de venta estable y que los consumidores accedan a productos de calidad muy frescos y cercanos.

Las cosas marchan muy bien para la nueva cooperativa de consumo oarsoarra. Dado el incremento de socios, y por tanto la complejidad de gestionar el día a día del supermercado, han contratado a una trabajadora a tiempo completo, y ya se plantean incorporar una segunda persona este mismo mes de mayo. Si de los 450 cooperativistas actuales se pasara a 800 o 900 en los próximos años, el aumento de plantilla sería proporcional.

En el Estado francés son varios los proyectos ya en marcha –fase beta– o a punto de materializarse. El principal es La Louve, una cooperativa de consumo parisina que ha abierto el pasado noviembre las puertas de un supermercado de 1.450 metros cuadrados. En Bruselas, Montpellier, Toulouse, Nantes y Lille ya están avanzadas las campañas de captación de socios y sus promotores esperan abrir pronto los supermercados. Más cerca de Euskal Herria, en Burdeos, SuperCoop espera a alcanzar la cifra de 1.200 socios –cuenta ya con 450– para ser autosuficiente y crear cinco puestos de trabajo. France Active, banco social y solidario, participa en la financiación del proyecto hasta su puesta en marcha.

Cada cooperativa tiene su propia fórmula de funcionamiento, con características diferentes. En el caso de SuperCoop, distingue entre cooperativistas y afiliados; los primeros aportan más dinero –100 euros– y pueden acceder a todos los servicios de SuperCoop, mientras que la cuota de los afiliados es de solo 20 euros anuales.

Otsolab en Baiona

En el norte de Euskal Herria, Otsolab ha abierto sus puertas el pasado sábado en Baiona, después de una campaña de información y captación de socios que ha permitido a sus promotores alcanzar la cifra de 450 socios. Se trata en realidad de una apertura parcial, pues el proyecto arranca con una tienda de comestibles en la avenida Lattre de Tassigny, germen de lo que será pronto un completo supermercado.

En la primera fase del proyecto Otsokop los participantes hacían sus pedidos online a los productores y los recogían en sábados alternos en un local cedido con este fin. La siguiente meta a alcanzar era hacerse con un local estable y lograr la adhesión de un número suficiente de cooperativistas. Alcanzados ambos objetivos, la tienda Otsolab –donde se compra sin pedido previo, como en cualquier tienda habitual– abrirá a partir de ahora todos los sábados por la mañana, y la tarde del miércoles de mayo en adelante. El siguiente objetivo, claro, es convertir esta pequeña tienda inicial en todo un supermercado, pero solidario y participativo.

En cuanto a la fórmula jurídica, si bien hasta ahora el proyecto ha corrido a cargo de una asociación, Les amis d’Otsokop, una vez puesta en marcha la tienda se hacía necesario adoptar otro estatus, y la asamblea general de socios decidió a principios de abril constituirse en sociedad cooperativa de consumidores SAS (Sociedad por Acciones Simplificada). Con Hélène Elhuyar y Nathalie Chevrit a la cabeza, Otsokop se plantea disponer de un supermercado con amplia oferta de productos bio, ecológicos y kilómetro cero provenientes tanto de Hego como de Ipar Euskal Herria.

Más supermercados en Euskal Herria

A los ya mencionados supermercados cooperativos de Euskal Herria hay que añadir Bidazi (Bortziriak), Marisatsa (Durango), Lur Gozo (Busturialdea), Bioalai (Gasteiz) y Otarra (Donostia). Entre los proyectos, una cooperativa de consumo ecológico en la capital vizcaina, por la que ya han mostrado interés muchos bilbainos. Se topa con la dificultad de hallar en la ciudad un local amplio y de alquiler razonable, al menos en la zona prevista para el supermercado, el Casco Viejo.






°

Un Hilo Largo y Persistente

Continuando con la publicación anterior acerca de ese ADN español tan particular donde la doble hélice esta conformada por el franquismo y la corrupción, les compartimos este comentario de Mertxe Aizpurua en su blog Zazpi Jauzi:


Mertxe Aizpurua

Franquismo y corrupción eran tan sinónimos, tan inseparables, tan la misma cosa que la gente ni se paraba a pensarlo. Tanto era así, tan indivisibles e indisolubles, tan incrustados en el esqueleto del régimen, que hoy en día sus herederos –familiares, allegados o arrimados– viven las mismas vidas de lujo disfrutando de la misma herencia recibida. Empresas, fincas, palacios, constructoras, estancos, edificios, licencias, farmacias, medios de comunicación… la red lo impregnaba todo. Y los grupos de poder, los conglomerados empresariales que se gestaron y prosperaron durante el franquismo continúan hoy manejando las riendas de la política y la economía.

No caeré en el error de decir que la transición no cambió nada en este aspecto. Claro que modificó algunas costumbres. Fundamentalmente, la de que los integrantes de estas élites exhibieran antes su poder sin ningún pudor y a partir de un tiempo tuvieran que disimularlo de alguna manera. Lo que se hacía sin recato, requería después cierto sigilo. Por eso se multiplicaron los maletines y las comisiones por obras y servicios públicos. Por eso lo que antes llamábamos expolio y robo, se define ahora como enriquecimiento ilícito, lavado de dinero, cohecho, tráfico de influencias, delincuencia organizada o financiación irregular. 

También una red se puede definir de dos maneras. Cualquiera diría que es un instrumento de malla que sirve para atrapar peces. Pero, sin traicionar la lógica, trambién podría invertirse la imagen y definir la red como lo hizo aquel lingüista socarrón: una colección de agujeros atados por un hilo. Así está cosida la corrupción que aflora ahora, de forma tan exuberante. Con el hilo largo y resistente del franquismo.






°

Por Decencia Democrática

Lo hemos dicho desde siempre en este blog, quienes afirmen que en el estado español hubo una transición de la cual emergió la democracia son unos farsantes, unos simuladores, gente sin escrúpulos capaces de mentir abiertamente con tal de mantener una infame campaña de propaganda, apologistas de un régimen genocida y autoritario, corrupto hasta la médula.

La transición fue el periodo que la oligarquía españolaza utilizó para crear e implementar la estrategia que les permitiría perpetuar el franquismo, maquillando el cadaver que Washington se había encargado de revivir, un monstruo de Frankenstein necesario para su Cruzada en contra de la Unión Soviética. Los Cara al Sol durante el sepelio de franquistas de alcurnia y las gamberradas al grito de proetarra a plena luz del día así lo demuestran.

Los españolazos han sabido extraer reditos de las obsesiones yankis, del cheque en blanco extendido al fascismo europeo hoy afianzado en más países.

Luego entonces, vemos con un tanto de recelo y desconfianza que un partido estatal español sea el que esté tratando de democratizar al régimen, pero por el momento, les vamos a conceder el beneficio de la duda.

Establecido lo anterior, les compartimos esta editorial de Naiz:


El anuncio de Unidos Podemos de que prepara una moción de censura para echar al Gobierno del PP sacudió ayer con fuerza el escenario político en el Estado. La iniciativa política llega en un contexto marcado por la enésima operación contra la corrupción del Partido Popular y el rosario interminable de escándalos que va destapando su desarrollo. En ese cenagal el Gobierno Rajoy trata de colocarse de perfil para continuar negociando discretamente los apoyos a su proyecto presupuestario. La moción viene a trastocar esa aparente placidez y, en consecuencia, las primeras valoraciones de la mayoría de los partidos políticos fueron bastante negativas, con acusaciones de partidismo, oportunismo, irresponsabilidad y mala fe. Todo ello denota, sobre todo, el enfado de unos políticos a los que no les gustan las sorpresas, y mucho menos cuando están calculando las sabrosas contrapartidas que recibirán a cambio de su aval a los presupuestos y, por extensión, también al Gobierno que los presenta.

En una perspectiva más general situó el debate ERC. Fue el primer partido en condicionar su apoyo a que los promotores no pongan impedimentos a la celebración de una consulta en Catalunya. Consulta que, recordaron, responde al mandato democrático recibido del pueblo catalán en las urnas. Porque más allá de los cálculos y valoraciones que pueda hacer cada fuerza política en torno a esta iniciativa, la cuestión clave que plantea la moción es el emplazamiento a todos los partidos que durante la campaña electoral pidieron un voto para echar al Gobierno del PP. Ese y no otro era el soporte que solicitó también el PNV, que ahora, sin embargo, olvida mientras trata de vender más caro todavía su apoyo a un Gobierno que carece de toda legitimidad. La cuestión que plantea la moción de censura, por tanto, es si existe realmente voluntad para echar al PP del Gobierno atendiendo al mandato popular recibido. Aunque solo sea por decencia democrática.






°

Gamberrismo a la Sevillana en Bilbo

Para estos momentos ya son conocidas las andanzas de un grupo de cavernícolas que con el pretexto de un partido de futbol viajaron desde Sevilla hasta Bilbo para divertirse muy a su manera, tanto dentro como fuera del estadio.

Nosotros no lo consideramos como un acto de violencia circunscrito al deporte, la lacra que debe ser eliminada del futbol como dicen algunos.

No, este hecho no es un hecho aislado ni del todo relacionado con el gamberrismo en el futbol. Esto es violencia estatal española buscando generar condiciones para poder utilizar la represión como pretexto. Afortunadamente no hubo enfrentamiento con seguidores del Athletic, que era precisamente lo que se buscaba.

Les compartimos pues esta nota publicada en El Desmarque:


El atestado le imputa un delito por "trato degradante"

La Ertzaintza ha abierto un atestado de oficio contra los tres hinchas del Betis implicados en la agresión el jueves a un hombre en la Plaza Nueva de Bilbao y les ha imputado un delito de trato degradante. Aunque la víctima no ha presentado denuncia por los hechos, la policía vasca, que identificó ayer a los agresores, ha remitido el atestado al juez para que abra las diligencias oportunas.

Los hechos se produjeron al filo de las 13.00 horas de ayer cuando la victima se encontraba sentado tranquilamente en una terraza de la Plaza Nueva de Bilbao. El agresor le increpó y le propinó varios golpes entre las risas de sus acompañantes. En el audio se puede escuchar como el agresor se acerca diciendo "tú, Gabilondo. Arriba España. ¿Eres proetarra?", para a continuación tirarle una bebida encima, propinarle una bofetada y emprenderla a patadas contra él y su perro mientras la víctima corre para tratar de refuergiarse en un bar. Sus dos acompañantes graban la escena y ríen la 'gracia' al agresor. "Gabilondo de mierda, asqueroso, proetarra...", se puede escuchar al final del video.

Posteriormente, una patrulla de la Policía autonómica vasca identificó y estuvo con el agresor y con algún acompañante suyo, y confirmó que todos ellos eran hinchas del Betis. La Ertzaintza contactó también con la víctima, que no presentó denuncia y se dio el caso por cerrado.

.
.







°

jueves, 27 de abril de 2017

Oiertxo Libre

Contra todo pronóstico París a cumplido por segunda vez, permitiendo que principios humanitarios decidieran el destino de Oier Gómez, el preso político vasco gravemente enfermo al que Madrid buscaba mantener tras las rejas hasta el día de su muerte.

Les compartimos este artículo publicado en Gara:


Levantado el último obstáculo judicial –la suspensión de las tres euroórdenes–, Oier Gómez quedó ayer en libertad si bien seguirá por ahora en el hospital de París. Su familia y abogados han comenzado los trámites para que en los próximos días sea trasladado a Baiona y pueda así hacer frente al cáncer en Euskal Herria, cerca de los suyos.

Arantxa Manterola

«Si no es esta tarde-noche [por ayer], lo más tarde mañana por la mañana Oier podrá seguramente abrir una ventana y tomar el aire», señalaba Carlos Gómez, padre del preso, al portal Kazeta.eus al poco de conocerse que la aplicación de las tres euroórdenes que pendían sobre él había sido diferida.

Su abogada, Clara Rouget, comunicaba a la prensa en Baiona los pormenores de la decisión judicial poco después de las 18.00. «La Cámara de Instrucción del Tribunal de Apelación de París ha ordenado la puesta en libertad de Oier y no le ha impuesto ninguna condición, con lo que iniciaremos enseguida los trámites necesarios para que sea trasladado en los próximos días a Baiona».

La letrada manifestó que la resolución deberá ser efectiva «como muy tarde para la medianoche», por lo que el ya expreso gasteiztarra debería haber pasado esta noche en un servicio convencional del hospital.

También trasladó la petición, tanto de Oier como de su familia, de que «se respete su intimidad para que pueda encarar con serenidad su enfermedad» y añadió que«no hará ninguna declaración pública».

Alivio y aplausos

La noticia fue acogida con alivio y aplausos por las decenas de personas que aguardaban la decisión del tribunal en el muelle Lesseps de Baiona. Entre los congregados se encontraban miembros de diversos organismos sociales y políticos (por ejemplo CDDHPB, Bake Bidea, Etxerat, Bizi, Aitzina, NPA, LAB, CGT...) y electos como el concejal abertzale de Hendaia Iker Elizalde, la consejera regional verde Sophie Bussiere o la diputada del PS Sylviane Alaux. Esta última visitó al preso gasteiztarra en el hospital parisino el pasado 22 de marzo con la exministra ecologista Cécile Duflot.

Bagoaz valoró positivamente la noticia. «La decisión del lunes [la suspensión de la condena] y la de hoy constituyen una victoria. Oier regresará a Euskal Herria, cerca de los suyos en pocos días. Pero es una victoria agridulce porque su esperanza de vida es de seis meses», manifestaron sus portavoces antes de enviar un «cálido abrazo a Oier y a su familia».

«Sin embargo –remarcaron– Oier debía haber sido liberado mucho antes, ya en 2013 cuando le detectaron el primer cáncer. Los presos enfermos deben ser puestos en libertad inmediatamente. Ninguna situación dramática de este tipo debe seguir existiendo. Del mismo modo que pueden repetirse situaciones dramáticas, no podemos tolerar las medidas de excepción que se aplican globalmente a los presos políticos vascos».

En opinión de Bagoaz, la decisión del lunes «suscita esperanza» porque, además de escuchar «la voluntad mayoritaria de la sociedad vasca», ha tenido en cuenta «la nueva situación política de Euskal Herria». «Esperamos que sirva para que los gobiernos español y francés den pasos en favor del proceso de resolución y releguen las medidas de excepción», añadieron.

En esa línea, y antes de llamar a la manifestación convocada por Sare para el sábado 6 de mayo en Gasteiz, interpelaron a los candidatos a las próximas elecciones legislativas que se celebrarán en junio «a que se comprometan públicamente a abordar y trasladar la cuestión de los presos a París».

El propio Oier Gómez trasladó esa preocupación a su padre cuando se comunicó con él telefónicamente después de conocer el dictamen respecto a la suspensión de las tres euroórdenes (dos de la AN española y una de Portugal). «Oier siempre ha pensado mucho en los demás, y aunque tenga una alegría muy grande por la decisión, le quedan dos retos que afrontar: la enfermedad y la libertad de los otros presos enfermos y no enfermos, por lo que anima a todos a seguir trabajando por los que están en la cárcel», dijo.

Reacciones

Sare tampoco tardó en valorar a su vez la decisión de ayer. «Era la única posible en un Estado de Derecho que merezca tal nombre, donde todas las personas sin excepción tienen derecho a la salud y a recibir el tratamiento adecuado», declaró, incidiendo en que «la sociedad vasca ha de continuar movilizada».

Por su parte, el parlamentario de EH Bildu Mikel Otero calificó de «muy buena noticia» el hecho de que Gómez vaya a quedar en libertad. «Pero la alegría de hoy no nos debe cegar –añadió–, ya que han llevado la situación de Oier hasta el extremo, de un modo completamente injustificado, y eso es una cosa muy a cuestionar». Por ello, reiteró el «llamamiento a los dos estados, pero muy especialmente al Estado español, para que las políticas de venganza contra las y los presos vascos se terminen de una vez».

En parecidos términos, la plataforma Oiertxo SOS calificó de «victoria colectiva» la liberación del gasteiztarra y emplazó «a seguir luchando para conseguir la de todos los demás presos enfermos».

Cronología

10 Abril 2011

Oier Gómez Mielgo es detenido en la localidad francesa de Croze junto a Itziar Moreno. Ambos serían condenados a 15 años de cárcel en 2016.

Otoño 2012

Le diagnostican un linfoma de Hodgkin y durante el año siguiente es tratado con quimioterapia.

10 Enero 2017

Es conducido con fuertes dolores desde la cárcel de Meaux al hospital Pitié-Salpêtrière, donde los médicos le diagnostican un cáncer óseo (sarcoma d’Ewing) con metástasis y queda ingresado.

2 Febrero 2017

Sus abogados presentan la solicitud de suspensión de condena por enfermedad grave incompatible con el encarcelamiento.

24 Abril 2017

El Tribunal de Aplicación de Penas suspende la condena de Gómez tras haber estudiado su petición el día 19. Unos días antes (el 13) Bagoaz hace público que los expertos médicos le presuponen una esperanza de vida de seis meses.

26 Abril 2017

El Tribunal de París decide no aplicar las tres euroórdenes que tenía aceptadas tras la petición de la AN y de Portugal. En consecuencia, se dicta su puesta en libertad.






°

Ni Un Gesto por Gernika

El aniversario ochenta del terrible bombardeo fascista a Gernika llegó y pasó sin que Madrid realizara el gesto que por algún motivo El Aburrido Iñigo Urkullu estaba esperando.

Ni el asunto de los presupuestos ni el viaje a Auschwitz parecen haber ablandado ni un poquito a los jerifaltes del régimen quienes, para este aniversario no solo no han hecho nada, como sí hicieron los alemanes, preocupados por la presencia de las placas conmemorativas a los pilotos de la Luftwaffe caídos en el teatro del levantamiento fascista en contra de la Segunda República en el cementerio de Almudena, hecho que había convertido al lugar en destino de peregrinaje para los fascistas españoles.

Muy al contrario, los españoles incluso se han dado el lujo de lanzar una campaña para negar que la destrucción de Gernika haya sido el hito que inspirase a Pablo Picasso a elaborar su obra monumental, lo dijo una rémora de los presupuestos de nombre José María Juarranz  y así también lo dijo un tal Gonzálo Ugidos.

Ayer mismo Urkullu le recordaba al mundo entero que el horror nazi que después alcanzaría cotas espantosamente inhumanas como él mismo había constatado en su visita al campo de concentración más conocido, no había iniciado ni en Polonia ni en la entonces Checoslovaquia, sino en Euskal Herria... en Otxandio, en los Intxortas, en Durango, en Gernika, en Bilbo.

Así es, no hay duda, el terror fascista sí que inició en Hegoalde, fue iniciado por quienes respaldaron a los antecesores políticos e ideológicos de aquellos con los que el PNV de Urkullu ha pactado para formar gobierno y así evitar hacerlo con la izquierda abertzale, de aquellos a los que los jeltzales les han hecho la tarea al pactar sus presupuestos.

Aquellos, bombardearon numerosas villas vascas durante su cruzada fundamentalista en contra del republicanismo, estos, sus herederos, se dan el lujo de exigir la disolución de ETA y amenazan con lanzar su Santa Inquisición en contra de quienes promovieron la culminación de la entrega de las armas. Lo hacen diciéndose los sacrificados defensores de la democracia, lo hacen quienes incluso en sus museos pretenden borrar las huellas de sus crímenes de lesa humanidad, devistiendo de su auténtico mensaje obras de arte que en su momento se crearon para denunciar la barbarie franquista.

Con ellos pacta Urkullu, de ellos no hay que esperar nunca un gesto con respecto a Gernika.

Les compartimos este artículo publicado en Deia:


Delegaciones de diez países entonan en la villa un grito en favor de la paz

Imanol Fradua

Gernika volvió a lanzar ayer, en el trascurso de los actos de conmemoración del 80 aniversario del bombardeo, todo un alegato en favor de la reparación a las víctimas que padecieron el azote de la aviación nazi con la ayuda de la Aviazione Legionaria italiana y el auspicio del bando franquista. Sanadas sus heridas físicas, pero pendiente de curar las heridas emocionales que aún perduran entre sus habitantes ante un brutal ataque aéreo que la villa “perdona pero no olvida”, el aniversario expuso la necesidad de preservar la memoria, redoblar esfuerzos en favor de la justicia y obtener una compensación, aunque sea en forma de gesto simbólico, por parte del Estado español. Los diferentes actos organizados, que tuvieron una nota más universal que nunca por la participación de delegaciones de diez países diferentes, constituyeron un grito colectivo en favor de la paz.

Cada vez son más las voces que abogan porque el Gobierno español reconozca la autoría ideológica del régimen del dictador Franco en el bombardeo a la población civil gernikarra del 26 de abril de 1937. Recientemente fue el lehendakari Iñigo Urkullu, presente en Gernika ayer junto a una amplia delegación de las instituciones vascas, quien desde Auschwitz emplazó a que las actuales autoridades españolas efectuaran algún gesto, aunque fuera de carácter simbólico, que resarza no solo el sufrimiento de la población gernikarra hace ocho décadas, sino de hasta un centenar de pueblos arrasados bajo las bombas de los nazis. El lehendakari asió esa bandera en favor de la reconciliación y por el reconocimiento del daño causado, aunque las declaraciones efectuadas durante los actos de conmemoración del ataque aéreo de ayer en la localidad foral no fueron realizadas de una forma tan directa.

No obstante, los llamamientos a realizar pedagogía de la verdad, al rescate de la memoria y a la petición de resarcimiento sobrevolaron las alocuciones de los Premios Gernika por la Paz y la Reconciliación, concedidos este año al fotoperiodista Gervasio Sánchez y al presidente colombiano, José Manuel Santos, y al líder de las FARC, Rodrigo Londoño, Timochenko. Estos dos últimos no estuvieron presentes en la entrega de unos galardones que este año han distinguido a ambos por haber alcanzado un escenario de paz en Colombia tras medio siglo de conflicto.

Las peticiones para impulsar la convivencia a futuro sin olvidarse del pasado también estuvieron presentes durante el responso a los muertos del bombardeo celebrado en el cementerio de Zallo, en el que las víctimas tomaron la palabra para recordar que, pasadas ocho décadas, tan solo el Gobierno alemán ha efectuado muestras de contrición públicas hacia las víctimas, tales como la histórica petición de perdón entonada por el entonces canciller Roman Herzog hace 20 años. Los damnificados, asimismo, reclamaron que no existan más guerras y apostaron por consolidar la paz desde las experiencias traumáticas padecidas. Como todos los años, el programa también incluyó un emotivo homenaje a George Steer, que relató al mundo la destrucción sufrida por la localidad foral mediante sus crónicas periodísticas, el teatro popular Gernika Sutan o la manifestación silenciosa por las calles del municipio que cerró el programa de actos.

Aunque lejos de Gernika, otro hecho se sumó ayer al ejemplo de resarcimiento alemán en el caso del bombardeo de Gernika. Fue la eliminación de la placa que rinde homenaje a la Legión Cóndor del cementerio de la Almudena. La embajada germana -que volvió a estar presente en la ofrenda floral a las víctimas- ordenó su retirada en una fecha tan señalada, en la que además hubo una nutrida representación de ciudades bombardeadas por los aliados durante la Segunda Guerra Mundial como Dresde, Pforzheim o Rostock. Junto a ellas estuvieron otros reconocidos símbolos mundiales de la paz mundial como Nagasaki, una representación de Auschwitz y otra de la ciudad kurda de Kobane, la última en incorporarse a la red de ciudades que la localidad foral viene universalizando para impulsar el valor de la paz.

Minutos de silencio

Al igual que las Juntas Generales de Bizkaia, que a mediodía guardaron un minuto de silencio en señal de duelo, en la capital del Estado, y más concretamente en el Congreso de los Diputados, se dio otra imagen esperanzadora. Todos los grupos secundaron un homenaje propuesto por el PNV tras el que los jeltzales agradecieron el guiño, si bien echaron en falta “un gesto” hacia la población de Gernika “por parte de los distintos Gobiernos españoles que se han sucedido” tras la dictadura, que ocultó la verdad del bombardeo y que, 40 años después, sigue necesitando de un resarcimiento moral.






°

miércoles, 26 de abril de 2017

Gernika Según Urkullu

Hace un par de días nos enterábamos de que se había procedido a sepultar a José Sanjurjo en Melilla ante la presencia de militares y del  alcalde pepero de ese anacrónico asentamiento colonialista en África, quien justificó su presencia por la participación del homenajeado en la guerra del Rif. No habían pasado muchas horas cuando las redes sociales se mecían al ritmo del Cara al Sol que cierto grupo de nostágicos le dedicaran al también pepero José Utrera Molina, suegro del también pepero Alberto Ruíz Gallardón.

Y es con ese PP, tan orgulloso y nostálgico, con el que el PNV de El Aburrido y de Obtusar ha estado tan cómodo durante los últimos años, comodidad que ha llevado al propio Anasagasti a quejarse grandilocuentemente por ciertas corbatas y cierto corazón en una caricatura reciente de Tasio.

Un PP que niega el involucramiento de España en el bombardeo de Gernika, un PP que está obsesionado con desvincular a Picasso de su identidad comunista y a su "Guernica" de nuestro Gernika.

Dicho lo anterior, les dejamos con este texto de el candoroso Aburrido dado a conocer en Noticias de Gipuzkoa:


Iñigo Urkullu

Hace unos días tuve la oportunidad de visitar Auschwitz. Quizás el campo de exterminio que tiene el dudoso honor de representar mejor la decisión política de Hitler de exterminar a todo un Pueblo. De exterminar a sus adversarios.

Sólo viendo la inmensidad de aquel campo de destrucción y muerte uno puede atisbar la crueldad, frialdad y el horror que se escondía detrás de aquella decisión. Se puso al servicio del exterminio de prisioneros y prisioneras la mejor tecnología de la época para matar y hacer desaparecer de forma rápida, barata y eficiente a millones de personas.

Y todo esto ocurrió hace menos de 80 años. Es decir, ni estamos hablando de la prehistoria, ni de historia antigua ni de historia moderna. Es historia contemporánea. Quienes tomaron aquella decisión eran coetáneos, en muchos casos, de nuestros padres y abuelos.

Fue una parte de la civilización más supuestamente avanzada la que tomó esta decisión sin precedentes, por su inmensidad, precisión, crueldad y eficiencia. Nada parecido desde la aparición del homo sapiens en la Tierra hace 200.000 años.

Es la parte de nuestra historia que siempre debemos tener presente. Y siempre debemos recordar. Y recordar que la barbarie de quienes cometieron este genocidio no empezó en Polonia, Alemania o Checoslovaquia. Empezó en Euskadi.

Entre 1936 y 1937 más de 80 municipios vascos fueron bombardeados bajo las órdenes de Franco. Uno de cada tres municipios de nuestra Comunidad sufrió bombardeos indiscriminados contra la población civil indefensa.

Euskadi también tiene el dudoso honor de sufrir los primeros bombardeos masivos contra la población civil en la historia.

Miles de personas fueron asesinadas en Euskadi por bombas lanzadas, en su mayor parte, por aviones alemanes e italianos.

Hoy se cumple el 80º aniversario del bombardeo de Gernika, primero lo habían sido Otxandio y Durango. Y hoy es un buen momento para recordar cómo los bombarderos más modernos de la aviación alemana arrojaron el 26 de abril de 1937, durante más de tres horas, 3.000 bombas incendiarias sobre Gernika. Al mismo tiempo, los cazas nazis ametrallaban sin misericordia a la población que huía.

Por suerte, allí estaba el periodista inglés George Steer, que publicó dos días después lo que ocurrió en The Times y The New York Times. “Guernica, el pueblo más antiguo de los vascos y el centro de su tradición cultural, fue destruida completamente ayer por la tarde por aviones insurgentes”, escribía Steer el 28 de abril.

Y a pesar de todo, muchos miraron hacia otro lado.

Es buen momento para recordar a todas las víctimas de aquella masacre. Para reconocer a quienes lucharon en defensa de la libertad y la democracia. También para subrayar nuestro compromiso de mantener viva la memoria y, sobre todo, de condenar la injusticia de los bombardeos. La injusticia de la guerra.

Nos hace recordar lo frágil que es la paz. Y cómo a la menor oportunidad la crueldad y la guerra son capaces de campar a sus anchas.

Recuerdo. Condena. Reconocimiento. Compromiso. Esto es lo que nos reúne, y nos une en torno a un bombardeo que precedió a la mayor y más cercana barbarie de la historia de la humanidad. No podemos volver a mirar hacia otro lado.






°